jueves, 14 de julio de 2011

Moral,Tipos de moral,Hecho moral , Valores sociales,Universales y Morales

Publicado por:Natalio Martinez Martinez

Que es la moral

La moral es un conjunto de normas de conducta y convivencia, íntimamente ligada a la ética. Hoy en día pareciera que muy pocos saben su significado.
Se denomina moral al conjunto de creencias, normas y circunstancias a través de las cuáles se puede determinar si una persona a lo largo de toda su vida logró ser buena persona, además su contribución en su grupo social que determinará el comportamiento a obrar característico (es decir, que orienta acerca del bien o del mal (correcto o incorrecto de una acción o acciones).
Tipos de moral

La formación moral en este sentido consiste en la formación de la conciencia. A su vez, la formación de la conciencia es teórica y práctica. Tal como la ética es ciencia teórico-práctica, también su realización concreta. La formación de la conciencia consta, pues, de dos elementos: la adquisición de criterios objetivos y la práctica del bien.
La moral no sólo es para un grupo de personas, abarca el todo, por lo tanto no se debe limitar a hablar de moral en una sociedad determinada, sino en la moral de conjunto.

Moral fundamental: La teología moral fundamental es la reflexión teológica del comportamiento humano responsable, en cuanto catalogable como bueno o malo. Juicio que tiene en cuenta no sólo la reflexión racional, sino que tiene como base los contenidos de la revelación y de la fe. Aspecto que la diferencia de la ética filosófica la constituye en una disciplina de la teología.

Moral social: La dimensión de la persona no responde a una diferencia de la estructura, sino de su falta de vocación existencial. Muchas personas pierden el sentido de la vida, y la suceder esto, pierden del todo su nivel de exigencia, porque llegan a parecer islas en medio de un mundo que por momentos parece no ser de ellos. La moral social es el encuentro entre las personas y exige la convivencia organizada porque la convivencia garantiza el encuentro.
Moral de las comunicaciones: Las generaciones actuales no cesan de sumergirse en las comunicaciones, buscando dentro de este círculo una felicidad efímera que los lleva al desorden toral. La masa de las telecomunicaciones por momentos es un bien ç, pero sui no se sabe manejar se convierte en un caballo sin freno, al que es difícil domar.
Para el recto uso de estos medios es absolutamente necesario que todos los que se sirven de ellos conozcan y llevan a la práctica en este campo las normas del orden moral. Consideren, pues, la especial naturaleza de las cosas que se difunden a través de estos instrumentos, según la peculiar naturaleza de cada uno; tengan, a la vez, en cuenta, las circunstancias o condiciones todas, es decir, el fin, las personas, el lugar, el tiempo y demás datos que entran en juego en los diversos medios de comunicación, y aquellas otras circunstancias que pueden hacer perder su honestidad o cambiarla; entre las cuales el carácter específico con que actúa cada instrumento, es decir, su propia fuerza, que puede ser tan grande que los hombres, sobre todo si no están formados, difícilmente sean capaces de advertirla, dominarla y, si llega el caso, rechazarla.

Moral de la persona: Moral de la Persona es la parte de la Teología Moral que estudia la actividad moral humana desde la consideración de la persona que responde a la vocación cristiana. No se puede olvidar que la dimensión ética es una característica propia del obrar moral; es decir, que la persona está implicada siempre, en la totalidad de sus dimensiones, en cada una de las acciones que realiza. Y en este sentido hay que decir que toda la actividad moral es de la persona. Por otro lado, se debe tener también presente que, como creada "a imagen de Dios" que "es Amor", la persona humana es un ser constitutivamente abierto a la relación y comunión con Dios y con los demás, de tal manera que sólo se realiza como tal (y, en consecuencia, llega a la perfección a la que está llamada) en la medida que ama, es decir, desarrolla su existencia como donación.
Hecho moral
Hecho moral es todo acto calificable moralmente realizado por una persona de forma libre, consciente y voluntaria que tenga una incidencia social.

Si alguna de estas características faltara o no seria un hecho moral o no se podría juzgar moralmente.


1. Calificable moralmente:

Que adquiere sentido moral desde una norma establecida, es decir, sea susceptible de aprobación o condena moral.
Que sea un acto sujeto a la sanción de los demás (aprobación o condena) de acuerdo con una norma moral existente. Si existe una norma moral desde la cual podemos calificarlo positiva o negativamente.

Se excluyen de entre los posibles aquellos que:

No pudieron ser evitados.
Tuvieran consecuencias imprevistas. En el ejemplo, si haciendo el amor con un amigo éste fallece de un ataque al corazón.

2. Exige de los individuos que sea realizado:

Su decisión sea libre, es decir:

a- Habiendo distintas alternativas. En el ejemplo, existe la alternativa de tener relaciones y la de no tenerlas.
b - Pudiendo elegir entre ellas, es decir, si puede elegir realizar cualquiera de las alternativas existentes. En el ejemplo, serían las circunstancias concretas de su vida las que determinarían si podría elegir o no entre tenerlas o no.

Su decisión sea consciente. Se excluyen aquellos casos en los que el hecho se realiza:

a- De forma inconsciente. Por ejemplo revelar un secreto en un lapsus, sin querer.
b- Habiendo perdido la conciencia.
c- Faltándole la conciencia. Es el caso de los enfermos mentales, no tienen interiorizado - no tienen conciencia de- los códigos morales.

3. Su decisión sea voluntaria:

Es decir que sea realizado por convicción íntima y no de un modo exterior e impersonal.
Un hecho moral no tiene el mismo valor cuando la persona lo realiza porque quiere y lo desea que cuando lo realiza por miedo a los demás o por moda.

Valores sociales

Los valores sociales son el componente principal para mantener buenas y armoniosas relaciones sociales. Les recomendamos este artículo sobre valores sociales. Además les podemos mencionar la paz, respeto, igualdad, fraternidad, solidaridad, dignidad, cooperación, honestidad, honradez, libertad, responsabilidad, amor, sinceridad.
Son hechos sociales que se producen en el entorno. Existe una intercomunicación entre cada uno de los valores antes enunciados. Son complejas y a veces existen discrepancias. Estos principios son fundamentales en las relaciones humanas entre los individuos, organizaciones y entre los países. La buena práctica de los valores sociales cultivan las actuaciones positivas de las personas, importantes si lo aplicamos desde la niñez.

Valores universales

Los valores universales son aquellos "suficientemente seguros y defendibles más allá de las circunstancias y las creencias propias de cada persona.

Son universales por que su cumplimiento es altamente deseable para todos, en todo tiempo y lugar, por ejemplo, la preservación del ambiente o los valores expresados en la Declaración Universal de los Derechos Humanos.
Ejemplos:
• La honradez, una de las mayores virtudes del ser humano pues incluye la confianza que se le puede tener a esa persona en todo ámbito de la vida.
• La bondad, que se entiende como el valor supremo de la conducta humana. Gandhi es en este sentido, el ejemplo más claro que podemos encontrar a lo largo de toda la Historia.
• La solidaridad, la cooperación para con otras personas es clave para que todos juntos podamos lograr los objetivos y mejorar día a día.
• La libertad, uno de los “tesoros” que no podemos perder los seres humanos, poder decidir por nosotros mismos, tener la posibilidad de optar en todos los aspectos de nuestra vida.
• El respeto, reconociendo así la dignidad y los derechos de todas las personas.
• El amor, la fuerza de la unión y la armonía que nos permite sentirnos seguros de nosotros mismos entre una gran cantidad de sensaciones más que nos despierta. Hay que aclarar que no es exclusivo para el amor hacia una pareja, sino que aquí se integra el amor en el sentido más amplio de la palabra.
• La tolerancia, tener la capacidad de escuchar a los demás y respetar sus opiniones.
• La paz, que nos garantiza la armonía a todos los seres humanos.
• La responsabilidad, teniendo capacidad de asumir tareas y compromisos cumpliendo con ellos.

Valores morales

Desde tiempos inmemoriales y antes de que los valores hayan sido objeto de estudio de alguna ciencia como la filosofía o la ética, los hombres hemos establecido criterios para calificar los actos humanos de acuerdo con las expresiones y costumbres, que varían de acuerdo al tiempo, el espacio geográfico o las circunstancias en que estos se desarrollen. Se puede valorar de acuerdo con criterios estéticos, esquemas sociales, costumbres, principios éticos o, en otros términos, por el costo, la utilidad, el bienestar, el placer, el prestigio; tanto para quien realiza el acto como para los que se ven afectados por dicho acto, positiva o negativamente. Los valores son fruto de cambios y transformaciones a lo largo de la historia. Surgen con un especial significado y cambian o desaparecen en las distintas épocas.
Este concepto abarca contenidos y significados diferentes y ha sido abordado desde diversas perspectivas y teorías. En sentido humanista, se entiende por valor lo que hace que un hombre sea tal, sin lo cual perdería la humanidad o parte de ella. El valor se refiere a una excelencia o a una perfección. Desde un punto de vista socio-educativo, los valores son considerados referentes o pautas que orientan el comportamiento humano. Son guías que dan determinada orientación a la conducta y al comportamiento de cada individuo y de cada grupo social.
La visión subjetivista considera que los valores no son reales, no valen en sí mismos, sino que son las personas quienes les otorgan un determinado valor, dependiendo del agrado o desagrado que producen. Desde esta perspectiva, los valores son subjetivos, dependen de la impresión personal del ser humano.

Referencias:
Libro: Etica y moral III
autor:Rodolfo W. Salas

Libro:Manual de valores
Autor: Editorial Trillas

Libro:Manual de valores II
Autor:Alan baddeley.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada